miércoles, 28 de febrero de 2018

Seth ~ El punto de poder está en el presente.


*       *       *



   *       *       *
*   *   *
*        *        *

 

*   *   *
Sígueme en .:
↓↓↓
GooGle+

* * *
Si quieres entender los secretos del universo, piensa en términos de energía, frecuencia y vibración

-Nikola Tesla
 * * *
* * *
Carl Jung:
Carl Jung:
 
"Tu percepción se aclarará solo cuando puedas mirar dentro de tu alma".
   
Carl Jung
* * *
Compartir:
*   *   * 
*   * 
*
*
 * * *

Seth ~ El punto de poder está en el presente.


Ruburt estaba trabajando con alteraciones de conciencia esta tarde. Al mismo tiempo, tenía la radio a bajo volumen. De pronto interrumpieron el programa de música para dar una noticia referida a la carrera de coches de Indianápolis. Un piloto había resultado gravemente herido y la carrera, aplazada por ese motivo y por las inclemencias del tiempo, acababa de empezar.




A medida que se celebraba seguían los comunicados por la radio, y Ruburt supo que había ocurrido otro accidente muy grave. Aparte de esto había muerto un hombre atropellado por una ambulancia que se dirigía a toda velocidad hacia la escena del accidente. La víctima no era piloto pero guardaba relación con la carrera.




(Como miembro de una escudería. Nota posterior: el conductor implicado en este accidente falleció al cabo de un mes.)




Al recuperar la conciencia «normal», Ruburt reflexionó sobre la gran violencia implicada en todo este suceso, y sobre la situación en la que estas personas se habían colocado. (Ruburt suele encender la radio cuando trabaja con estados alternados de conciencia, por cierto, y la utiliza como "punto de referencia".)




Parte del material del último capítulo debería contribuir a explicar las razones de estos marcos de experiencia en los que surge la violencia, que se convierten en un contexto desafiante a través del cual se percibe la realidad. Hay una situación de peligro, pero la eligen las personas implicadas en ella, no se les impone. Más o menos del mismo modo, se eligen contextos para una vida que podrían parecer incomprensibles, temerarios o incluso dementes a los ojos de un observador. .)




Tales contextos que duran toda la vida pueden tener que ver con discapacidades físicas muy graves presentes desde el nacimiento. Desde fuera, parece imposible que alguien "elija" ese trasfondo, esa situación vital tan limitada o incluso dolorosa. Desde ese punto de vista, los problemas de nacimiento o las enfermedades crónicas de cualquier clase carecen de sentido.




Nadie empieza una carrera con desventaja, diréis, pero no es ése el caso. Las personas suelen elegir estas situaciones precisamente como incentivos, y muchos grandes hombres así lo han hecho. Esto no significa que estas discapacidades sean necesarias. Cuando un individuo se da cuenta de que su punto de poder está en el presente, no necesita un obstáculo para probarse a sí mismo o para enfocarse en lo que él considera la dirección apropiada.




Vivís muchas vidas simultáneamente, aunque soléis pensar en ellas como sucesivas reencarnaciones. Si estáis gravemente enfermos y creéis que las razones de los síntomas se remontan a una vida pasada, por lo cual debéis «aguantarlos», no os daréis cuenta de que vuestro punto de poder está en el presente, y no creeréis en la posibilidad de una recuperación.




Repito que incluso pueden curarse ciertas enfermedades consideradas incurables, siempre que esto no implique una regeneración "imposible" para una criatura viva.




Así pues, los defectos de nacimiento de cualquier clase se eligen antes de esta vida. Esto se hace por muy distintas razones (al igual que hay personas que eligen estar enfermas en esta vida, sin tener en cuenta su duración). Es decir, el individuo decide por anticipado establecer cierto marco psíquico a través del cual experimentará toda su situación vital. En mis otros escritos he dado alguna información al respecto.




Una persona con varias existencias dedicadas al desarrollo de las capacidades intelectuales podría decidir vivir una vida en la que esas facultades mentales quedaran en segundo término para permitir que las emociones se desarrollasen como «antes» no lo habían hecho.




Como todas las existencias son simultáneas, esto simplemente significa que en esta vida se refuerzan ciertos aspectos -a expensas de otros, según diríais "vosotros"- y se establece un marco de referencia que puede "parecer" restrictivo. Por otro lado, la personalidad implicada puede considerarlo como una experiencia muy gratificante y enriquecedora, en la que las emociones gozan de una libertad de la que normalmente carecen. Algunas personalidades prefieren experiencias de por vida en que los avances y el desarrollo siguen un curso regular. Otras piden un contraste mayor. En este caso, en una vida serán miserablemente pobres, increíblemente ricos en otra, un gigante intelectual en otra vida, después un gran atleta, y luego un completo inválido. Así pues, las diferencias individuales inciden en el tipo de situaciones vitales elegidas.




Muchas veces es la familia, más que el miembro discapacitado, quien no comprende el porqué de la situación (como en el caso de niños muy retrasados mentalmente, por ejemplo). Pero, en todos los casos, no sólo los hijos eligen a sus padres con anticipación, sino que los padres eligen a sus hijos, por supuesto.




Tal situación puede ofrecer ciertos beneficios a los padres. Siempre hay oportunidades de crecimiento y de una creatividad fuera de lo común en estas condiciones y para todas las personas implicadas en ellas. Ésta es la razón por la cual se ha elegido ese marco de experiencia. Lo mismo cabe decir de aparentes tragedias como accidentes o enfermedades graves que sobrevienen en determinado momento.




A nivel individual, una enfermedad grave representa la adopción de un foco de atención sumamente intenso en el que se prescinde deliberadamente de un aspecto determinado de la experiencia habitual; el contexto de la vida misma debe luego ampliarse siguiendo otras pautas. Más o menos de la misma manera, esto también se aplica a aquellas personas que nacen en el seno de una pobreza extrema o en situaciones familiares aparentemente de lo más desafortunadas. El desafío vital es "inherente" al problema y surge de él. Normalmente, aunque no siempre, a raíz de una dificultad específica se produce un peculiar logro personal.




Ahora bien, este logro no tiene que ser una gran obra de arte, una invención, o un contundente liderazgo político, por ejemplo, aunque puede serlo. A menudo esta actividad exitosa representa un desafío por parte de la personalidad que lo estableció en forma de creatividad psicológica, y un enriquecimiento general de la experiencia. Todas las personas implicadas, como es el caso de la familia, habrán accedido «previamente» a esa situación. Con frecuencia, especialmente en el caso de defectos de nacimiento mentales o físicos, la persona discapacitada acepta ese papel no sólo por razones personales, sino que también "lo elige" para la familia en conjunto.




Así, unos padres sumamente inteligentes pueden encontrarse con un hijo que sufra algún tipo de retraso mental. Si ellos se centran excesivamente en el intelecto a expensas de las emociones, quizás el niño exprese por ellos la espontaneidad emocional que tanto temen.




Un defecto de nacimiento es algo evidente, y establece ciertas condiciones que no pueden pasarse por alto.




Muchas enfermedades normales y corrientes también implican al grupo familiar en alguna medida. Las creencias predominantes de la persona enferma siempre serán de máxima importancia, pero siempre hay una aceptación por parte de los otros miembros de la familia.




Hay que entender que ocurre lo mismo cuando hay grandes logros fuera de lo común. En este caso predominan las creencias de la persona que los realiza, pero también es posible que esté representando las aspiraciones no realizadas de los miembros de su familia, o del grupo con el que está íntimamente relacionado. Siempre habrá razones que expliquen estas interrelaciones.




Muchos de los grandes contrastes de naturaleza social poseen el mismo tipo de significado interno; grupos enteros de individuos eligen situaciones vitales particulares en las que, por ejemplo, predominan la pobreza y la enfermedad, mientras que en otras partes del mundo (o de un país) disfrutan de los mayores avances tecnológicos, riqueza y prosperidad. Por separado, cada personalidad tiene una razón "personal" para semejante afiliación. Pero a otros niveles, por el contraste entre pobreza y riqueza, entre logros científicos y la falta de ellos, los opuestos se hacen claramente evidentes. El progreso tecnológico, si se sigue como centro máximo de atención, muestra automáticamente sus beneficios y sus desventajas.




Un país que sigue este curso de acción es como una persona que sigue principalmente un sendero orientado externamente y estrictamente «objetivo, masculino», según lo entiende vuestra cultura occidental. Por razones tanto individuales como globales, en vuestro país se ha hecho especial hincapié en algunos valores a expensas de otros, sobre todo en el presente más reciente. El resto del mundo estuvo de acuerdo con estas acciones, no obstante, en diversas zonas de él se adoptaron cursos totalmente distintos, de modo que la sociedad global mostrara un caleidoscopio de enfoques variados y sus correspondientes resultados.




A escala mucho menor y en distintos grados, cualquier tribu, ciudad, familia o grupo mostrará las mismas tendencias, y, de esa experiencia compartida, cada individuo aprenderá y crecerá.




Una persona quizás elija poseer un gran talento, a través del cual percibirá la realidad y concentrará toda la experiencia. Esto le permitirá gozar de un enfoque extraordinario, pero por su naturaleza es frecuente que impida otras experiencias muy normales para la mayoría. Algunos artistas con grandes facultades prescinden de la madurez intelectual, y emplean sus cualidades emocionales primarias hasta tal extremo y con tal intensidad que las facultades naturales de la razón se anulan en gran medida. Sin el esclarecimiento racional, los elementos emocionales son tan difíciles de manejar que el artista, debido a su gran expresión espontánea, no puede relacionarse con ninguna clase de situación permanente de naturaleza íntima; ya que la razón y la emoción son homólogos naturales.




Tal vez alguien elija concentrarse en logros intelectuales hasta tal punto que se cierre al verdadero contacto íntimo y, a pesar de que quizás acepte una relación permanente, no experimentará la riqueza emocional que otras personas obtengan de una relación incluso mucho más corta. Por tanto, cada uno de vosotros elige -de antemano, tal como vosotros lo entendéis- el tipo de marco de experiencia con el que se enfrentará a esta situación vital. Esto se aplica personal y colectivamente.




Aquellos de vosotros que creáis en la reencarnación preguntaréis: «¿Y qué hay de las creencias de las vidas pasadas? ¿Estoy obligado a seguir las leyes del karma, aunque olvide la idea de culpa?».




Como todo ocurre simultáneamente, vuestras creencias presentes pueden alterar las pasadas, tanto si son de esta vida o de una «previa». Las existencias tienen un fin abierto. Ahora bien, sé que, con vuestras ideas del tiempo progresivo y las creencias correspondientes de causa y efecto, es difícil que lo entendáis. No obstante, como criaturas tenéis la facultad de cambiar vuestra experiencia mediante vuestras creencias actuales; podéis reestructurar vuestro «pasado reencarnatorio» de la misma manera que podéis reestructurar el pasado de esta vida presente.







EL PUNTO DE PODER ESTÁ EN EL PRESENTE




Este presente que se experimenta también representa vuestra piedra de toque psíquica para todas vuestras otras existencias. Sois plenamente conscientes de ciertos sucesos, y conocéis inconscientemente muchos más que de una forma u otra estáis aprendiendo a llevar al foco consciente.




Lo mismo se aplica a todos vuestros otros «seres reencarnatorios». Conocen inconscientemente vuestra experiencia consciente, así como vosotros conocéis inconscientemente la suya.




Aun así, la interacción es constante y creativa en "todos" vuestros presentes. Recurrís a su conocimiento como ellos recurren al vuestro, y esto por supuesto se aplica también a las personalidades que consideraríais futuras.




Poseéis una vastísima reserva de información y experiencia que podéis utilizar, pero la emplearéis según vuestras creencias conscientes presentes.




Si comprendéis que el punto de poder está en el presente, gozaréis de una fuente inagotable de facultades y energía.










SESIÓN 667, 30 DE MAYO DE 1973 21.26 MIÉRCOLES

Extracto de Habla Seth III

A través de Jane Roberts




Pag. Anterior: Seth - Decisiones conscientes del pasado...

http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4713




Pag. Siguiente: Seth - Principios y Finales. Sólo dentro de vuestro sistema.

http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4745


* * *


*   *   *

lunes, 26 de febrero de 2018

El SER UNO February 2 at 9:10am · CARTA ABIERTA A EL SER UNO…

*       *       *


   *       *       *
*   *   *
*        *        *

 

*   *   *
Sígueme en .:
↓↓↓
GooGle+

* * *
Si quieres entender los secretos del universo, piensa en términos de energía, frecuencia y vibración

-Nikola Tesla
 * * *
* * *
Carl Jung:
Carl Jung:
 
"Tu percepción se aclarará solo cuando puedas mirar dentro de tu alma".
   
Carl Jung
* * *
Compartir:
*   *   * 
*   * 
*
*
 * * *

El SER UNO


February 2 at 9:10am ·


CARTA ABIERTA A EL SER UNO… Querido Ser Uno, soy lectora de sus libros de hace muchos años y ya voy por la tercera leída, cada vez que lo hago lo entiendo mejor, es como si el conocimiento se va adentrando en el alma y corazón. Hoy tuve una gran sorpresa, en una de las páginas que siempre edita artículos sobre EL SER UNO, me encontré con una canalización que dice que está canalizando de los Hermanos Mayores-Ayaplianos… ¿Es posible que los hermanos se estén comunicando con otras fuentes? ¿Esto no traerá confusión como siempre hacemos nosotros los humanos? ¿Si es cierto porqué los hermanos lo están haciendo? ... Por favor díganme si es cierto o no… Lourdes.

RESPUESTA… “Estimada Lourdes, realmente ha sido una sorpresa no solo para usted sino para nosotros también, realmente si no tenemos claro el origen y la fuente, lo único que efectivamente traerá, es confusión. ¿Cómo podemos identificar una canalización de otra que puede ser una imitación o un robo de identidad?... Las canalizaciones son como las firmas, sellos e identificaciones que determinan al autor de alguna obra, por ejemplo: una forma muy peculiar de escribir, pintar, uso de palabras que caracterizan al autor etc. esto hace que un perito en la materia pueda distinguir una obra literaria de otras. Este perito puede afirmar con convicción, si es una obra original o una imitación; si es verdadera o un plagio; si una firma es legítima o falsificada. Es muy fácil escribir un mensaje melado, místico y romántico y decir que es una canalización de los Hermanos Mayores-Ayaplianos y después de anunciarlo, ofrecer sus servicios de canalización, sanación, consultas particulares, en grupo, dar charlas y mucho más y por supuesto cobrar muy bien por ello.

Debemos tomar cuidado, hoy en día el comercio espiritual esta muy difundido. Hay que saber distinguir, usar el discernimiento, comparar y sacar conclusiones de lo que se ve, se escucha y se siente. Antes de seguir a alguien ciegamente sin tomar los cuidados necesarios, debemos indagar e investigar. Los Hermanos que dictan los libros EL SER UNO y todo el material recibido hasta ahora en 17 años, tienen una manera muy peculiar en sus libros, son directos, conocedores del Cosmos, del planeta y de la Naturaleza Humana, nunca alentarían a los seres a tener un consultorio, no construirían sedes, templos, ni trabajarían con adivinaciones, oráculos o consultas particulares… esta forma de ser o actuar no se ajusta al estilo de su enseñanza. Los Hermanos Mayores-Ayaplianos no se han conformado en darnos solo mensajes, ellos siempre nos han comunicado un conocimiento insondable y profundo, el cual nos conduce al DESPERTAR DE LA CONSCIENCIA.

Hay miles de mensajes que corren en el Internet, las personas al leerlos, deberán tener el discernimiento de clasificarlos en positivos o negativos, en base de ello, tendrán que sacar sus propias conclusiones y en su Libre Albedrío aceptarlos o no. Mientras que sean mensajes que nos ayuden positivamente en nuestro trabajo interior esta correcto. La incorrección consiste en sustraer artículos, conceptos, ideas, pensamientos y más de otros, plagiarlo y afirmarlo como propio y lo peor aún, usándolos a propio benéfico. Hoy en día debemos estar muy atentos y activar el discernimiento, la cordura y el juicio, sopesando como peritos en la materia (espíritu) y ver con los ojos internos sin dejarnos engañar. Por sus obras, acciones y pensamientos se conocerán”… Camino del Ser.


* * *





* * *

* * *

The Law of One Session 29

The Law of One Session 29

Maravillosa excursión a Montserrat, Casi en el centro geográfico de Cataluña,

*       *       *
   *       *       *
*   *   *
*        *        *

 

*   *   *
Sígueme en .:
↓↓↓
GooGle+

* * *
Si quieres entender los secretos del universo, piensa en términos de energía, frecuencia y vibración

-Nikola Tesla
 * * *
* * *
Carl Jung:
Carl Jung:
 
"Tu percepción se aclarará solo cuando puedas mirar dentro de tu alma".
   
Carl Jung
* * *
Compartir:
*   *   * 
*   * 
*
*
 * * *

Maravillosa excursión a Montserrat.

Casi en el centro geográfico de Cataluña, a unos 60 kilómetros por carretera de Barcelona, se alza una de las más bellas montañas de Europa, la montaña de Montserrat.


Su sorprendente configuración y el orden caprichosamente magnífico de sus rocas que la hacen parecer un museo de escultura natural, convierten este lugar en el más interesante centro de atracción turístico de Cataluña.


La montaña de Montserrat contiene multitud de leyendas, a cual más atrayente y sugestiva desde el ángulo de la investigación esotérica. Una de las más conocidas y la que mayormente atrae la atención de los espiritualistas es la de que el gran músico Ricardo Wagner se inspiró en ellas para componer su famosa obra “Parsifal”. Este hecho en sí no tendría importancia trascendente dada la profunda inspiración del músico alemán. Pero, la tiene sin embargo, si aliamos esta leyenda a otra anterior que asegura existe en un remoto y secreto lugar de esta montaña un templo iniciático o un centro magnético donde se realizan periódicamente ciertos rituales mágicos a cargo de altos Iniciados de la Gran Logia Blanca del Planeta. Sea lo que sea, estas montañas tienen justificado renombre espiritual. Existe allí también un monasterio benedictino, que fundó en el año 1031 el Abad Fr. Oliva, con un templo realmente magnífico donde pueden contemplarse maravillosas obras de arte.




Este templo está dedicado a la famosa Virgen Morena de Montserrat, a la “Moreneta” como la llaman familiarmente los creyentes catalanes.




Sería interesante recordar aquí que el origen del culto a la Virgen Negra, o “Señora Negra de las Cavernas” es, esotéricamente hablando, contemporáneo de los primeros hombres post-diluvianos, entre los cuales -según la tradición o la leyenda- “no se encontraba ni una sola mujer blanca para reconstruir a la humanidad salvada del diluvio”. Esta tradición o leyenda no debe de ser sin embargo descartada, por lo menos en lo que se refiere a la étnica de los habitantes de las planicies etíopes salvados del diluvio que se establecieron en Egipto. Pues, es precisamente en Egipto donde tuvo nacimiento el culto a las “vírgenes negras”, cuya diseminación por toda la tierra parece tener una causa o carácter universal. Sabido es que la Virgen negra era adorada también por los celtas bajo el nombre de Dana.




En lo que al esoterismo se refiere, la Madre negra es la representación de La Divinidad oculta y del trabajo sutil y misterioso que se realiza en la clandestinidad de las “cuevas” y de los templos ocultos de orden iniciático. Quizás no sea, pues, sin razón justificada esta misteriosa relación de la Virgen Morena de Montserrat con el templo iniciático que se supone existe en cierto “lugar secreto” de sus montañas, y la hipótesis cada vez más aceptada de la procedencia atlante de las mismas. La extraña forma arquitectónica de Montserrat y las incrustaciones de conchas y caracoles marinas petrificadas halladas en sus rocas, nos hablan indudablemente de un pasado lejanísimo en el que estas montañas estuvieron realmente sumergidas en la profundidad de los océanos y que terribles convulsiones geológicas -posiblemente algunas de las que determinaron el hundimiento del gran Continente de la Atlántida- las hicieron irrumpir en la superficie bajo esta forma extrañamente magnífica.







- La Excursión




Desde hacía tiempo, un grupo de estudiantes de esoterismo de Barcelona, había proyectado una excursión a Montserrat. Lo integraban el Sr. Luis Lorenzana, Secretario de la S. T. en España; Sra. Josefina Maynadé, escritora, esposa del primero; Sr. José Soteras, un amigo investigador esotérico; mi esposa y yo. La fecha programada era el 22 de Mayo de 1968, hacía solamente unos días que habíamos celebrado el Festival Wesak y aún sentíamos en nosotros les energías de la potente Bendición de Buda.




La intención básica de este viaje era tratar de descubrir, mediante la forma de un ritual mágico, la orientación posible del centro magnético o templo iniciático de Montserrat o, cuando menos, tratar de beneficiamos de sus radiaciones. Lo demás, la belleza del paisaje, el hecho de sacudirse por un tiempo del aire viciado de la ciudad y el embrujo magnífico de aquellas suntuosas moles arquitectónicas, aunque realmente interesante, quedaba reducido a algo meramente circunstancial. La inestabilidad del tiempo redujo el número de los viajeros. Desde el primer momento comprendimos todos que el hecho de haber quedado reducido a cinco el número de los componentes del grupo excursionista no se debía al azar.




El cinco, número sagrado por excelencia por estar en misteriosa relación con la Vida mística del Cristo “Señor de los Ángeles y de los Hombres”, me pareció tener un efecto sorprendente sobre la experiencia conjunta que había abierto a nuestras mentes y corazones el ansia de una participación activa en los Misterios que, al parecer, se reproducen cíclicamente en el centro sagrado de las montañas de Montserrat.




El día era realmente desapacible y al llegar soplaba un viento frío, casi invernal, y caía una fina lluvia. Algo parecía desafiarnos a quedarnos abajo, en las dependencias comerciales contiguas a la Basílica, en busca de confort y de placentero diálogo. Pero, no era ésta nuestra intención y por ello, arriesgándonos a todas las posibles incomodidades decidimos emprender nuestra excursión a las cumbres. Tomamos pues un autocar hasta la estación del funicular que debía conducirnos a San Gerónimo (estación de llegada) y desde allí dirigirnos a pie al Santuario de San Juan.




Durante este trayecto empezó nuestra aventura espiritual. Desde la estación del funicular de San Gerónimo en dirección al Santuario de San Juan hay que descender por un camino que conduce a una pequeña ermita cerrada, donde hay una bifurcación de dos senderos uno, el de la izquierda, que lleva a San Juan y el otro, casi una prolongación del anterior en descenso que conduce a un hotel en la cresta de la montaña.




Al llegar al fondo y casi frente a la pequeña ermita, percibí a un Deva resplandeciente de Luz, cuya aura de un vivísimo color azul-violeta daba a entender que se trataba de un Deva de elevado desarrollo espiritual. Huelga decir que la impresión que me causó esta Presencia fue realmente extraordinaria y que desde aquel momento me sentí invadido por una profunda sensación de paz. Pero, nada comuniqué de inmediato a mis amigos, aunque sí después, cuando en el momento de celebrar el ritual mágico meditativo me sentí potentemente impelido a transmitirles el Mensaje de aquel Deva.




Nos habíamos sentado los cinco en una pequeña hondonada bajo el camino que conduce al hotel de la cumbre. Como la inestabilidad del tiempo había restado afluencia a estos lugares habitualmente muy concurridos, el silencio era casi absoluto. Nuestro ánimo sereno y nuestra mente en calma propiciaban en efecto un trabajo espiritual realmente positivo. Por una -digamos extraña- casualidad el sol había salido en aquellos momentos por entre el claro de dos espesas nubes; allá y acullá parecía llover. Más abajo, por entre la espesura de pinos, alegres pajaritos empezaron a acariciar nuestros oídos con sus trinos.







- El mensaje




En aquellos momentos, y con voz serena y apacible, transmití el siguiente mensaje dévico: “¡Salud, amigos nuestros!




Es realmente inspirativo y conmovedor el contacto que puede establecerse entre los hombres y los ángeles, entre los hijos de la Naturaleza y las fuerzas vivas que la crean.




Nuestro gozo es inmenso, indescriptible para vuestra razón humana y quisiéramos que lo compartieseis.




Sabemos por qué habéis venido aquí. Conocemos vuestras intenciones y sabemos lo que estáis buscando. Sí, aquí existe realmente lo que llamáis un “lugar secreto” aunque sólo es secreto para los ciegos a la luz espiritual. Continuad viniendo aquí, con mente ligera y corazón libre y lo descubriréis.




Es muy raro ver por estos lugares a seres humanos henchidos de altos ideales y de intenciones puras, asequibles a la inspiración a la que es propicio nuestro mundo.




Aquellos que vienen aquí, no en busca de distracciones vanas sino llenos de inquietud por descubrir el aliento ligero de las cosas, acaban por descubrir el secreto de la vida oculta de la Naturaleza. Y éstos trabajan por el día en que los hijos de los hombres y los ángeles de la Naturaleza, conscientemente unidos y complementados, cantarán juntos la gloria del Señor. Tal día marcará el Sendero de una Nueva Edad en el que la Creación entera rendirá homenaje a Su Creador y las sociedades humanas estarán regidas por un equilibrio consciente y una determinación divina. El mundo en el cual todos vivimos será entonces un planeta sagrado y su radiación teñirá de una nueva luz los éteres inmortales.




Estos contactos, tan raramente producidos a causa de la ceguera de los hombres, que desde hace tanto tiempo perdieron el estado de gracia o de inocencia son, sin embargo, la promesa divina de los tiempos presentidos que todos anhelamos.




Pues de la misma manera que un relámpago, aunque rápido y fugaz, da una magnífica idea de la luz de donde emana, así estos contactos entre los hombres y los ángeles, abren la esperanza de un mundo ideal en que el pensamiento humano y el sentimiento de los devas, armoniosamente compenetrados, den a luz una mejor forma de civilización y una nueva vitalidad en la expresión de la vida de la Naturaleza.




Quisiera ayudaros en vuestras pesquisas internas, pues os guía la buena intención y percibo en vosotros una perfecta aura de amistad. Mantened firmemente esta amistad, gloria del destino humano, que os hará asequibles al amor inmortal de los devas.




Volved más adelante. Hay lugares sagrados aquí, henchidos de fuerza magnética que pueden ayudaros mucho en la consumación de vuestro particular destino. Pero no vengáis en grupos numerosos, sino eligiendo cuidadosamente aquellos que verdaderamente se sientan inspirados por la fuerza de la devoción espiritual y el perfecto culto a la vida de la Naturaleza. Con estas santas disposiciones siempre hallaréis aquí, o en otros lugares sagrados, a un Deva o a un grupo de Devas dispuestos a ayudaros.







Regocijaos ahora con nosotros y participad en silencio de la Paz natural de estos lugares. Que esta Paz sea el premio de vuestra recta intención y os sirva de potente estímulo para continuar la obra que cada cual ha de realizar en el mundo para mayor gloria del Señor.




Yo os bendigo con Amor y os ofrezco mi amistad con el destello natural de nuestra vida de equilibrio, y en tanto permanezcáis aquí estaréis bajo mi protección. “Seguid adelante con la vista eternamente orientada hacia las doradas cumbres en donde los Dioses Creadores y Sus Ángeles Servidores tienen para el reino humano un futuro de perfección”.







Mis palabras cada vez más lentas y suaves, se habían ido infiltrando sutilmente a través del oído en nuestros corazones, llenándonos de un sentimiento de paz indescriptible. Cada cual a su manera, había notado claramente la presencia de aquel DEVA, misterioso habitante de los mundos invisibles, pero todos habíamos convenido en que el hecho de encontrarnos allí reunidos no era fortuito, y que una misteriosa sucesión de acontecimientos causales nos habían puesto en contacto con la más poderosa de las Fuerzas de la Naturaleza, el Reino de los Devas, de los Ángeles del Señor, verdaderos agentes fraternales del Poder de Dios manifestado.




Sí, volveremos a Montserrat. Nos dejaremos llevar por el “aliento ligero de las cosas” y, tal como nos aconsejó nuestro Gran Amigo el Ángel de las Montañas Sagradas de Montserrat, trataremos de mantener firmemente los lazos de amistad que es la fuerza creadora más positiva en la humanidad y dentro de la vida oculta de la Naturaleza.




El verdadero investigador nunca afirma ni nunca niega categóricamente. Se limita simplemente a investigar, y cuando sus investigaciones dan un fruto como consecuencia de sus pesquisas entonces adquiere aquella especial virtud de asentimiento que sólo puede provenir de la experiencia. Hablar de un hecho sin haberlo comprobado indica falta de madurez. No se pueden descifrar ciertos enigmas o misterios de la Naturaleza, recurriendo únicamente a la imaginación. Uno puede imaginar fácilmente un DEVA. Tenemos toda una idea formada de cómo son los devas, los ángeles. Los hemos visto desde nuestra niñez plasmados en cuadros y en estatuas. Pero, ¿Son ellos tal como nos los han presentado los artistas en sus lienzos o en sus piedras talladas, o como los han descrito ciertos investigadores?




La corriente de vida que culmina en el mundo dévico, contiene una gradación infinita. Esto implica naturalmente que “sus formas” expresivas, así como sus especiales funciones, son muchas y muy variadas. El color con que se muestran al investigador contiene también infinidad de matices, algunos de ellos de tal naturaleza y de tal extraño fulgor, que nuestros colores conocidos, los clásicos siete del espectro solar y los innumerables que surgen de sus infinitas combinaciones, no pueden ni remotamente dar la más mínima idea del mismo. En estas condiciones, el hecho de “ver” un Deva, y su posible descripción por parte del clarividente observador, está condicionado a muchos pormenores y a muchas dificultades, debido a los distintos elementos en que se muevan los devas, a las cualidades de los mismos, a su tipo vibratorio y..., singularmente, a la formación espiritual del observador y a su grado de madurez interna.




Conocemos algunas personas que aseguran que ven a los ángeles, a los devas, y que incluso hablan con ellos. No dudo de sus palabras, aunque cada cual verá y oirá, aquello que está a su inmediato alcance o en su mismo nivel vibratorio. En cierta ocasión, después de un profundo proceso meditativo de grupo, una señora clarividente dijo que cuando cierta persona había pronunciado el OM sagrado, se habían rasgado encima de ella, los éteres del espacio, y que había aparecido un ángel resplandeciente de luz con “las manos” en actitud de bendecir. Nos chocó esto de “las manos” al referirse a un ÁNGEL. En realidad un Ángel es una ráfaga de luz, de color, de sonido. No tiene una configuración humana, salvo en determinadas circunstancias, aquellas en las que él (y me refiero a un Deva superior), quiere presentarse bajo esta forma. Existe también el juego de la imaginación humana, acostumbrada a cierto tipo de formas.




No es extraño que un ángel se preste a este juego de la imaginación, singularmente si esta imaginación viene estimulada por motivos puros y por impulsos realmente espirituales. Pero, la forma de un Ángel es muy distinta de la que nosotros tenemos en nuestra mente. Su exquisita plasticidad, el poder que tienen los Devas superiores sobre los elementos naturales, hace que su forma se adapte siempre a las condiciones de este ambiente. Por ejemplo, los devas solares, los que viven en y SON la luz del sol, aparecen como ráfagas luminosas del color de este astro, pero de tan extraordinario fulgor que resulta imposible mirarlos. Sólo cuando se sienten observados y comprenden los sanos motivos del observador, disminuyen la intensidad de su brillo y aparecen como surgiendo del profundo seno de la luz en donde viven. En tal caso se los puede apreciar con flameantes cabelleras del color ígneo del sol que prácticamente cubre “sus cuerpos”.




Hablamos en forma muy figurada y tratando solamente de dar una simple idea de aquello que la imaginación es casi incapaz de dar forma. Cuando hablamos de ráfagas al referirnos a los devas, nos atenemos a lo inmediato que surge en nuestra mente. El color define estas ráfagas y el observador puede darse cuenta del tipo de deva que está observando. Es muy interesante está definición. Al hablar de “cuerpos” no nos referimos a cuerpos parecidos a los nuestros, sino más bien al aspecto que adoptan las ráfagas de vida angélica en un momento determinado, y de acuerdo con las cualidades espirituales del observador.




El aspecto científico de la enseñanza esotérica en lo que atañe a los devas, reino desconocido o imperfectamente conocido por la mayoría de las gentes y aún por muchos estudiantes de esoterismo, constituye un requisito básico en lo que se refiere al entrenamiento espiritual de los miembros de un Ashrama. Entendemos por aspecto científico:




a) El mundo dévico en relación con las energías y fuerzas que operan en la Naturaleza y en todos los reinos que evolucionan en la misma.




b) La experiencia directa del discípulo en entrenamiento esotérico con entidades más o menos evolucionadas del mundo dévico.




c) Las distintas gradaciones de devas, solares unos y lunares otros, pero que en su mutua interdependencia o conjunción magnética producen el gran misterio de la electricidad en nuestro planeta.




Esta última afirmación puede parecer como muy vaga e imprecisa dado el carácter científico que se trata de dar, pero nos permitimos apuntar el hecho, de que la Ciencia humana pese a sus tremendos avances técnicos está utilizando una energía, la electricidad, cuya naturaleza esencial desconoce prácticamente todavía. Sin intentar desmerecer el gigantesco desarrollo científico de la humanidad durante los últimos tiempos, hay que admitir un hecho básico:




La Ciencia se halla situada, frente al gran misterio de la electricidad, en la misma posición de cualquier persona que sin tecnicismo eléctrico alguno es capaz de producir la luz con sólo dar una simple vuelta a la llave de un conmutador. El alarde científico sigue pues un proceso rigurosamente técnico extendiéndose en efectos realmente singulares y grandiosos, como en el caso de las computadoras electrónicas, pero la causa esencial que vivifica el proceso, permanece oculta todavía en las profundas raíces cósmicas del gran secreto de la vida de la Naturaleza.




Al penetrar algo más profundamente en el maravilloso mundo de los devas, tendría que desarrollar el investigador ciertas cualidades mentales y morales de orden superior, para poder establecer contacto consciente con Devas de elevado desarrollo espiritual y evitar también el peligro de caer bajo la influencia frecuentemente obsesiva y maléfica de ciertos devas inferiores, o elementales de la Naturaleza, habitantes de las bajas esferas o substratos inferiores de los éteres de nuestro mundo.




Un tipo especial de devas, gobernados por poderosos Devas solares, viven en la luz y forman parte consustancial de la misma. Se les puede percibir, cuando existe la debida preparación mental-espiritual, agitándose gozosamente en toda manifestación de luz y de color. Todos los colores, no sólo los primarios del espectro solar, sino la infinita variedad de colores que resultan de las combinaciones de los siete tipos de base, están regidos por la vida esencial de estos devas. La actividad de una especie particular de los mismos constituye el aspecto “calor” de la luz, habida cuenta de que toda expresión de luz y calor en nuestro Universo es una manifestación del sol al coincidir sus rayos sobre los éteres, o aura particular, de todos y cada uno de los planetas del Sistema Solar. Las cualidades especiales de cada planeta expresando su grado de evolución quedan así exaltadas o elevadas en su sintonía por la acción del sol, centro y vida del Sistema.




Toda manifestación de luz y de calor obedece al principio universal de “fricción”, este principio condiciona la evolución total del Universo en donde vivimos, nos movemos y tenemos el Ser. Hay que entender por “fricción” el contacto del Espíritu con la Materia, del aspecto masculino con el femenino, de la Vida con la Sustancia. Esta fricción o contacto produce las infinitas modificaciones de la sustancia material por imposición del espíritu divino y la creación y desarrollo de la conciencia en todos los seres y en todas las cosas. En el devenir de este proceso básico, existen una serie de factores que escapan normalmente a nuestra penetración y percepción, como por ejemplo el concurso de los devas y también las reacciones del complejo atómico de los tres mundos físico, emocional y mental, en donde vivimos sumergidos.




Pero, no se trata de este tipo de conciencia en evolución que tiene como campo de experimentación lo que esotéricamente definimos conciencia del átomo, sino que lo mencionamos únicamente por sus implicaciones o relaciones con todo cuanto tiene que ver con la vida de los devas, cuya especial función, en orden al proceso estructural de todas las formas que existen en la Naturaleza, está directa e indisolublemente vinculada a la infinita e indescriptible variedad de vidas y conciencias que evolucionan en el mundo de los elementos químicos y de los átomos.




Una manifestación inferior de devas solares puede ser fácilmente perceptible al ojo humano cuando se contempla el azul del cielo un día intensamente soleado. Se trata de aquellos corpúsculos o puntos luminosos, en incesante movimiento, que se agitan en el espacio. Pese a su extrema pequeñez, su función es muy importante si tenemos en cuenta que su actividad vitaliza los organismos vivos. En general, las distintas gradaciones de devas solares en sus innumerables interacciones, combinaciones, modificaciones o estados, a través de los diferentes éteres planetarios, producen por “fricción” aquella sustancia vital, que los esoteristas llaman PRANA.




V.B.Anglada




Pag. Anterior: V.B. Anglada - La naturaleza y el mundo dévico.

http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4763




Pag. Siguiente: V.B. Anglada - Los Devas Solares y el Prana.

http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4765


* * *
Image result for images for la montaña de Montserrat
Image result for images for la montaña de Montserrat* * *
 
*  * *