martes, 31 de enero de 2017

Tejan su patrón de Luz

* * *

* * *
Sígueme en .:
↓↓↓
GooGle+
* **
* * *
Carl Jung:
 "Conocer tu propia oscuridad es el mejor método para lidiar con las tinieblas de otras personas".
* * *
Carl Jung:
* * *
*      *      *
toroide
*          *          *
*              *              *
Translate/traducir/ Vertaal
Terjemahan/μεταφράζω / übersetzen 
переводити/Traduire/ переводить
 ترجم / לתרגם   翻訳する 
*               *               *
*     *     *
*          *          *
Compartiendo:
* * *
 * * *



Tejan su patrón de Luz




¿Qué tan seguido se encuentran trabados en una rutina, donde tienen pensamientos que los derriban, o tienen sus emociones, o tal vez incluso se encuentran influenciados por todos los medios de comunicación? Este es un camino de vida muy rápido el que tenemos, y las influencias nos llegan de maneras muy diferentes. Imagínense si quieren, ¡que tienen un aura o campo energético que está lleno específicamente con energía, luz e intención que los apoya totalmente! Este canal crea un patrón tejido de luz que llena sus auras.

Mientras, en el Todo lo Que Es, la Diosa nos invitó a cada uno de nosotros a utilizar esa parte de nosotros que está feliz o emocionada. Para algunos fue algo importante, grande y que fluyó, pero para otros fue algo muy chico, sólo como una mancha. No importa qué tan grande o chico sea, nos alineamos con eso creando una energía expandida que fluyó alrededor nuestro, como si estuviéramos en el medio de una piscina.

La Diosa entonces infundió gran abundancia financiera; más que suficiente para cualquier cosa que deseáramos. Luego infundió seguridad, que todas nuestras necesidades básicas estuvieran cubiertas. Luego quedaban las relaciones. Por último ella ofreció una energía sin límites que la gente podría sumar a lo que sea que quisieran integrar. Estas tres energías fueron infundidas en nuestra base, de quiénes somos, como esencia de alma creando un patrón tejido de energía y luz.

Una vez que este patrón fue creado, la Diosa infundió la energía del cuerpo energético del Universo. Esto elevó la vibración, pero como base estaban ustedes en sus emociones o alegrías internas.

La mejor parte de todo; cuando la Diosa nos preguntó sobre infundir el miedo en esta mezcla, fue automáticamente transformado en el equilibrio del patrón. No necesitan entender esto, sólo necesitan permitir que fluya en esta energía.

Shelly

Nama sika Venia benya, YO SOY el Único, YO SOY la Totalidad



Los saludo, amada familia. Llego desde mi corazón al de ustedes. Llego para abrazarlos a todos, mientras eligen venir y pasar el tiempo conmigo.

Hablando de tiempo, siempre es muy interesante cuando aquellos de nosotros que vivimos en esta energía de luz universal permitimos que nuestra atención se enfoque en la realidad espacio-tiempo del plano terrestre. Para nosotros, todo existe en este momento. Para nosotros, mientras consideramos lo que sucede adentro y alrededor, o la energía que sea con la que estamos trabajando, o lo que sea a lo que también estamos reaccionando; todo se trata del momento presente.

Es sólo cuando llegamos al plano terrestre que nos alineamos con las energías de ustedes. Permítanme sólo un momento para decir que existen otros planetas en el universo, existen otros lugares que tienen una realidad de espacio-tiempo al igual que ustedes. No es algo que es típico o universal, pero tampoco es algo desconocido. Así que se trata de algo que es único para el plano terrestre, pero existen otros planetas a los que les gusta tener también esta perspectiva.

Habiendo dicho esto, mientas llegamos a este espacio y mientras trabajo con las energías de los individuos, o Shelley hablaba sobre cuánto había pasado en las últimas dos semanas, éstas se sintieron como si hubiera pasado un mes. Lo que está sucediendo es en realidad mucho más de lo que puedan imaginarse.

Tiene que existir un influjo continuo de energía que llega a la tierra. Este es el flujo constante de la energía cristalina, de la energía del Cuerpo de Luz, que en parte proviene de esos Seres Universales de Luz. Viene de algunas estrellas. Viene de sus constelaciones. De modo que están alimentando la energía de la tierra desde muchas perspectivas diferentes.

Así, también desde la tierra misma, desde dentro de Gaia, están los cristales, están los otros cuerpos energéticos. Existen lugares reales dentro de la tierra que son receptores de la energía, y luego la transmiten hacia afuera. Así que el plano terrestre es en muchas formas un reflector, ¿o cómo diríamos?, un integrador de las energías del universo.

También existen ciertas energías que son particulares de la tierra, que son generadas desde la tierra misma que no pueden ser encontradas en ningún otro lado excepto sobre el plano terrestre. A medida que esas energías terrestres se generan, se crea una vibración particular y después obtienen ese influjo de vibración que llega de la energía de la luz universal que la crea; a veces se siente como un torbellino de energía, a veces se siente como si fuera un choque de energía, pero la mayoría de las veces es algo que se va tejiendo, creando un patrón. Ese patrón luego equilibra, haciendo desaparecer el torbellino, o haciendo desaparecer los tiempos, como si se sintiera que hay un choque. Puede suceder en un instante. Puede suceder por un período de tiempo.

La razón por la que me extendí con una explicación más detallada es porque el ejemplo de algunas de las transformaciones que están teniendo lugar en el universo están siendo equilibradas e integradas por la tierra misma. Esto es lo que está causando que todos noten los cambios. Esto es lo que está causando que la gente sepa que estas energías de luz y conciencia, o de percepción, están sucediendo de tal modo.

Si se están preguntando qué está sucediendo en la tierra como resultado de esto, una de las manifestaciones es que la gente se está volviendo mucho más consciente de lo que notan alrededor. Las personas pueden sentir que están más sensibles a lo que otros dicen. Digamos, por ejemplo, que hay una conversación, pero normalmente no molestaría a alguno de los implicados, pero podría ponerlos nerviosos. Podría estar sucediendo algo en un lugar público y podría estar poniendo nerviosa a la gente que está allí. Podría haber cosas que están sucediendo en otra parte del mundo que aún así tienen un efecto en ustedes porque todos ustedes son parte de la humanidad, y la intensidad de lo que ven o sienten los podría estar poniendo nerviosos.

Quería aprovechar esta oportunidad para hablar, para recordarles que a medida que la conciencia colectiva de la tierra continúa elevándose de tal manera, la misma será filtrada y soltada. Mientras es soltada, algo de ella se vuelve a integrar a la tierra. Algo de ella se vuelve a integrar al universo, y algo de ella se vuelve a integrar en los individuos que continúan aferrados a ella.

La oportunidad de ustedes con esta conciencia conciente es que podrían hacer una intención decisiva, que dejarán ir esa vibración que ya no está más alineada con ustedes. Tienen la oportunidad de realizar una elección conciente, que van a integrar más de su propia divinidad, y a través de las energías de la luz universal.

Luego, a medida que las cosas van sucediendo en sus vidas, en sus planos terrenales, mientras sienten como si estuvieran siendo golpeados o empujados, disponen de un alivio, un gran alivio al desconectarse de las cosas, de modo que se encuentran a sí mismos, buscando.

El equilibrio les permitirá no volver a ser arrastrados en esas energías. El equilibrio se irradiará desde ustedes creando potencial para quienes los rodean, para que también puedan encontrar su equilibrio, ya sea que lo estén o no buscando. El equilibrio que emanan ustedes crea una integración dentro de la conciencia colectiva de la tierra, de modo que crea un equilibrio y conciencia mayores.

Sí, están viviendo sus vidas sobre la tierra. Sí, son parte de las energías de luz del universo. Sí, pueden tener un efecto en las cosas que están sucediendo alrededor. Número uno: al desconectarse y no alimentar más la energía vibracional baja, y número dos: al tener la intención de alimentar, nutrir o apoyar la energía vibracional más alta.

Está bien, mientras permiten que estas palabras fluyan a través de ustedes, tómense un momento y consideren dónde están en este momento, mientras están aquí conscientemente sobre la tierra. Luego respiren profundamente, enviando esa energía de vuelta a la tierra, a Gaia, de modo que pueda diseminarse en diferentes direcciones, anclándolos dentro de este espacio y de este modo permitiéndoles liberar más de las energías de luz de sus conciencias. Ustedes permiten que se libere hacia arriba. La envían hacia afuera hasta que se conecte con su ser superior.

Mientras lo hacen, miren a su alrededor. Estoy sintiendo que es un buen momento para aclarar las cosas. Uf, uf. Llevar a cabo una limpieza completa de las energías de sus seres superiores les permitirá ser capaces de tener una mayor claridad con cualquier cosa que busquen manifestar o hacer más conciente.

Después tengan la intención de cambiar su enfoque, alejándose de su ser superior. Simplemente sigan su cordón de luz; mientras se aleja encontrará automáticamente su divinidad. Es esta conexión la que los une con su esencia de la fuente y el humano que son en esta vida.

Ya he hablado de esto antes, pero desearía mencionar otra vez que incluso aquellos individuos que no tienen ese sentido conciente de sus divinidades, esta alineación está disponible para todos. Está allí. Está disponible para ustedes. Si sienten que se desconectó entonces respiren en su esencia interna. Pidan o tengan la intención de unirse con la fuente o su alma interna, y luego ese hilo de luz, de conciencia, es como un centro dorado que los recorre dentro de sus almas.

Sientan lo que es, mientras se funden con sus almas o fuentes de energía. Ábransen para sentir quiénes son, pero también sean la inmensidad de sus divinidades, mientras mezclan su conciencia dentro de su divinidad. Empezarán a sentir la expansión de quiénes son.

Yo, la Diosa, camino dentro y entre cada uno de ustedes. Encontrarán que todos cambiamos al Todo Lo Que Es. Miren a su alrededor, dentro de este espacio. Observen todas sus creaciones, que están disponibles aquí, mientras van chequeando las cosas, por así decir.

Desearía aprovechar este momento, mientras todos están juntos en este espacio, para decir que los admiro a cada uno de ustedes por haber elegido sus vidas en la tierra. Para algunos, es como si pasaran de una lucha a otra, y otra y otra. Para algunos, es una montaña rusa con altas y bajas. Pueden existir similitudes entre las vidas de las personas, pero cada uno es único para cada uno de ustedes, porque se trata de sus vidas. Por lo tanto, deseo aprovechar este momento para honrarlos, apoyándolos en lo que sea que haya sido sus vidas. Reconozco los momentos en los que luchan. Reconozco los momentos en los que están en estado de júbilo.

Mientras nos juntamos en este espacio esta noche, quiero tomar esta oportunidad de tejer un patrón o una vibración que pueda unirse con el de ustedes de tal modo que sientan la fuerza de la luz del universo. Creen un espacio a su alrededor, como si se vieran a sí mismos sentados, o algunos prefieren acostados. Están allí, como la persona que son en esta vida, y luego está su divinidad, más grande que ustedes. Especialmente aqui en el Todo Lo Que Es, no pueden estar aquí sólo como humanos sin su parte divina. Están aquí como ambos, humano y divino.

Consideren la vida en la tierra. Veo esto muy seguido; cuando digo algo como esto, algunas personas inmediatamente dicen que les va bien, pero muchos otros repasan cosas en sus mentes como "Estoy buscando manifestar esto, estoy listo para cambiar aquello, quiero empezar a hacer esto otro". Es como si tuvieran la lista de las cosas con las que están trabajando ahora.

Pasando por alto esta energía, respiremos profundo y permítanse sentir todo aquello que está bien en sus vidas. Incluso si es una cantidad muy pequeña, dejen que eso, lo que sea que sea, sea la base de nuestra creación en esta noche. Mientras se enfocan en eso, pueden ver cómo se expande, y mientras se enfocan se dan cuenta, wow, que creció un poco. Y se hace más grande. Esto les da una oportunidad de percibir cómo la energía puede cambiar mientras se enfocan en ella.

Así que inspiren profundo y envíen todo su corazón, toda su concentración, toda su conciencia a aquello que está funcionando bien en sus vidas, y vean ahora que ha crecido. Permitan que se cree una onda de energía alrededor de ustedes, y están allí en el centro. Tengo la sensación, mientras miro a cada uno de ustedes, que esta energía tiene una consistencia, o tal vez un color que está integrado. Permitan que esto continúe y atraviese sus energías.

Ahora busco infundir ciertas energías que podrían amplificar aún más lo que ya tienen, o tal vez incluir algo nuevo. Estoy creando internamente esta energía de la luz universal, que representa abundancia financiera. Lo que esto representa es que cada persona, como humano, tiene la habilidad de aprovechar esta abundancia financiera, y podrían usarla tanto o tan poco como quieran. Pero estamos infundiéndola concientemente, y tejiéndola en sus energías que han creado alrededor suyo. Así que les infundo esto gentilmente, dentro de cada uno de ustedes, y ustedes son los tejedores de sus propias energías; de modo que ustedes permiten que esto avance.

Tal vez es reflejada con un color diferente, tal vez con una vibración diferente. Mientras permiten que esta energía se mueva, ustedes están aprovechando esta abundancia financiera sin límites que es un potencial para ustedes. Aquí, dentro de Todo Lo Que Es, es tan grande como el universo, así que si así lo eligen, pueden atraer un poco más y agregarlo a su energía tejida.

Lo próximo que voy a crear, a partir de una bola de energía y luz, es que tengan la seguridad de eso que están buscando. Esto puede llegar en la forma de una casa en la que quieren vivir. Puede llegar en la forma de relaciones. Tal vez relaciones - no relaciones, vamos a hacerlo separadamente. Pero ¿qué significa la seguridad para ustedes? Tienen mucho para comer. Tienen techo sobre sus cabezas. Así que lo que sea que signifique seguridad para ustedes, simplemente infúndanlo en esta bola de energía y luz, y dejen que crezca. Aquí vamos.

Voy a tomar esta bola de energía y la voy a enviar a cada uno de ustedes. Es otra vibración, tal vez es algo que ya han sentido dentro de ustedes, y está encontrando una alineación con algo que ya estaba allí, como parte de sus energías tejidas, pero la amplifico y creo un potencial. Así que no importa lo que sea, o cómo integran esta seguridad, será lo que sea que necesiten que sea, y fluye a través de sus espacios. Miren ahora la alfombra de sus energías. Pueden haber más colores, brillo e intención.

Todos en la tierra están involucrados en relaciones; primero y principal, la relación dentro de ustedes, para ustedes mismos. Luego tienen sus relaciones con sus familias, sus amigos, sus compañeros de trabajo, sus conocidos. Podríamos seguir y seguir. Así que estoy creando na bola de energía que representa relaciones en cualquier forma que sea.

Esta bola de energía es inyectada en la luz universal y la envío a cada uno de ustedes. Uf! Permítanse recibirla. Permitan que esta energía simplemente se mezcle con el resto de ustedes. Está tejiendo un patrón. Tal vez luzca diferente. Tiene un color diferente, una textura diferente, una profundidad diferente. Permitan que esto se mueva, de modo que en todas sus relaciones puedan estar abiertos a tener relaciones amorosas, de apoyo y que nutren.

Ábranse a tener una comunicación clara con quien sea que pueda ser, pero mientras tienen esta intención, vayan tejiéndola en las energías que los rodean, y recuerden que la base era aquello que ya está bien en sus vidas.

Hablamos de sus finanzas, seguridad, relaciones. Los invito a considerar lo que sea en lo que se quieren enfocar y a alcanzarlo en este universo, porque no importa lo que sea, el 100% de las veces pueden acceder a la energía fuente que va a respaldar lo que sea que esté en sus vidas. Alcáncenlo y tráiganlo hacia ustedes, tejiéndolo en estas energías. Permítanse sentir el flujo mientras se mueve alrededor suyo. Ábranse a esta percepción de un patrón tejido.

¿Notan cómo, al haber permitido más y más foco en esta energía, es como si fueran elevados, y como si se volvieran más optimistas en sus conciencias, abriéndose a todo este potencial? Inspiren y expiren.

Ahora voy a alcanzar la energía del cuerpo de luz. Ahora alcanzo la vibración cristalina del universo y la del om-niverso, y mientras permitimos que esta energía se mueva por ustedes, es como si llegara a través de este patrón tejido que han creado. Es como si se volviera, algunos podrían decir, los hilos decorativos, u otros podrían decir, la base; se mueve a través de cada parte, infundiendo todo con esta vibración.

¿Podrían preguntar qué significa esto? La vibración cristalina es la quinta dimensión y es la más alta de las energías de luz del universo. Cuanto más se integra con la tierra, más va a no sólo limpiar las energías vibracionales bajas, sino que también les dará más con qué conectarse. Por lo tanto, más para tener en sus vidas. Permitan que el cuerpo de luz se mueva a través de cada punto de este patrón de energía.

Pueden trabajar con este patrón, o pueden trabajar con esta vibración y crear un cambio en cualquier momento. Consideren la palabra "amor". La respiramos y la enviamos a través del patrón, y miramos las ondas que se producen. Si sólo desean ver cuál es la diferencia, consideren el miedo. Pueden respirar miedo y enviarlo a través de esas ondas.

Mi percepción, mientras lo veía, es que el amor se volvió más brillante y amplificó todo lo que estaba allí, Cuando consideraron el miedo y enviaron miedo a la tela, inmediatamente se dobló, rodeada por toda esta energía equilibrada, y se elevó difuminándose para que pudiera ser soltada. ¡Esto es muy poderoso para ustedes! Consideren esta energía tejida como algo que los rodea todo el día. Si sienten ansiedad durante el día, acudan a esto y envuélvanse con ella, como si se estuvieran cubriendo con una capa hecha de esta energía. Inspiren y expiren.

Invito a todos a juntarse, permitiendo que se concentren en estar aquí como parte de este grupo. Mientras así lo hacen, este holograma de la tierra llega desde el centro mismo de ustedes. Mientras se mueve dentro suyo, tengan la intención de infundir la esencia o la energía que recién crearon, y mientras se traslada al holograma (en parte sería como si hubiera capas, pero lo que realmente está pasando es que se mezclan y se transforma en una vibración combinada), se mueve dentro permitiéndole crear su propio equilibrio intrínseco.

El holograma es entonces liberado. Siempre existe este aspecto, que se libera al universo, y que crea la alineación con todo lo que está sucediendo entre la tierra y el universo. Así que se aleja, y después vamos a seguir esta energía mientras se traslada a la tierra.

Me gustaría hacer esto esta noche, de dos maneras. Mientras esa energía central del holograma se mueve hacia abajo, al nievel del Todo Lo Que Es. Se está moviendo a través de la conciencia colectiva, mientras se dirige al centro de la tierra. En este momento, toda esta energía equilibrada que cada uno de ustedes creó alrededor suyo, la enviamos como si viniera de la parte de afuera. Está creando su propia energía tejida inmensa. Se está moviendo a través de la conciencia colectiva y bajando.

Y mientras llega a las vibraciones más bajas de la tercera dimensión como el miedo, el odio, el control, la manipulación; todas esas energías, miren cómo se integran y se difuminan y cambian y se limpian. Esa esencia central continúa bajando hasta que se ancla dentro del centro de Gaia. Sientan a Gaia, mientras sus energías están aquí para ustedes. Mientras respiran, casi pueden sentir el latido del corazón de la tierra; este latido de corazón que está aquí para ustedes.

Todo lo que ha sido integrado luego sube dentro de sus centros. Todo lo que han creado para ustedes mismos va a llegar desde dentro de ustedes. Ese lugar donde se conectaron con la tierra antes magnetiza esta energía de modo que sube desde ustedes a través de todos sus cuerpos de luz, y tienen la sensación que están aquí, dentro de este lugar en la tierra, mirando esta energía. Es lo que crearon dentro del Todo Lo Que Es.

Tienen este patrón de energía dentro de sus auras o dentro del espacio de quiénes son. Tómense un momento y permítanse sentir el ritmo, la vibración y la esencia de lo que es esto. Ya sea que vean con sus ojos físicos o con sus ojos internos, ábranse a esta percepción de los patrones. Ábranse a sentir o conocer todo esto que está aquí, creando claridad y apoyo para ustedes. Pueden intentar enviarla a través de la habitación donde están, tal vez en sus casas, tal vez en sus patios, su comunidad, su provincia, su país, y alrededor del mundo, o pueden sólo mantenerlo cerca suyo.

Al limpiar a través de la conciencia colectiva, cuando la adquirimos en la tierra, lo hace más fácil para ustedes, el fluir entre su lado humano, su ser superior y su divinidad. Se hará más fácil para ustedes estar así de conectados, si las cosas suceden alrededor suyo, de modo que sienten que están siendo arrastrados. Limpiará algo de esa vieja energía que se ha estado derramando recientemente, de modo que más y más de la energía del cuerpo de luz pueda ser infundida.

Permítanse sentir la plenitud. Permítanse sentir el equilibrio. Permítanse conocer qué es esto para ustedes. Tómense un momento y vayan al Todo Lo Que Es y junten el resto de sus conciencias, y vuelvan. De esta manera la alineación se abre más, entre la existencia humana y su ser divino, y están bajando sus conciencias, permitiendo que todo se ancle en todo dentro de ustedes.

Inspiren profundamente y siéntanse a sí mismos, siendo ustedes mismos y permitiendo que los patrones de luz los apoyen.

Mientras atraviesan el resto de los siguientes días y semanas, aprovechen las oportunidades todas las veces que puedan, aprovechando su patrón tejido de energías. Conéctense con él como forma de apoyo, que los eleve, que les cambie sus vibraciones. Úsenlo como modo de dar inicio a lo que están buscando manifestar en sus vidas.

Está ya tan lleno de energía, y pueden trabajar con él, creando más crecimiento, creando más potencial y algo que va a ser específicamente para ustedes, para ayudarlos.

Amada familia, sepan que Yo estoy siempre con ustedes y dentro de ustedes.

Ansaluia






Por Shelly Dressel
www.goddesslight.net
6 de Marzo 2016
Traducción: Gabriela Halblaub





Pag. Anterior: Varios/Otros - ¿Qué Sucede Después de la Muerte?
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4286

Pag. Siguiente: Varios/Otros - Cuidar de uno mismo. El poder de decir no.
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4313


* * *

lunes, 30 de enero de 2017

Las guerras en nuestro mundo.

* * *

* * *
Sígueme en .:
↓↓↓
GooGle+
* **
* * *
Carl Jung:
 "Conocer tu propia oscuridad es el mejor método para lidiar con las tinieblas de otras personas".
* * *
Carl Jung:
* * *
*      *      *
toroide
*          *          *
*              *              *
Translate/traducir/ Vertaal
Terjemahan/μεταφράζω / übersetzen 
переводити/Traduire/ переводить
 ترجم / לתרגם   翻訳する 
*               *               *
*     *     *
*          *          *
Compartiendo:
* * *
 * * *

Las guerras en nuestro mundo.



¡Oh, ese Steven Spielberg! Realmente sabe cómo movilizar a una persona, ¿no es cierto? Si algunos de ustedes no tuvieron tiempo de absorber los potentes mensajes contenidos en esta atractiva versión cinematográfica de la clásica historia de H.G. Wells, La guerra de los mundos, permítanme dedicar unos minutos a hablar aquí de unos cuantos de ellos.

Mis Guías Espirituales, Las Reconexiones, se han referido muchas veces a películas, libros, televisión y otros medios convencionales de comunicación como “Sueños de la mente masiva.” Ellos son íconos culturales que nos son dados a través de los esfuerzos de individuos talentosos, para que podamos considerar nuevas e innovadoras visiones sobre la realidad de manera amortiguada. Entramos en un cine, las luces están apagadas y -durante un par de horas acordamos suspender nuestra incredulidad (en cosas nuevas o inusuales), para que un director de cine o algunos actores puedan hacer lo que quieran con nosotros, y se adueñen de nuestras mentes y corazones. Cuando termine la película, y las luces se enciendan, volveremos a nuestro “mundo cotidiano” a reflexionar sobre cómo afectarán nuestras vidas las energías que hemos explorado.

En mi opinión, no es accidental que este argumento esté siendo vuelto a elaborar y presentar para que la mente masiva lo considere en este momento. Cuando se introdujo por primera vez, en una transmisión radial en 1938, ofrecida por Orson Wells, toda nuestra nación la oyó. ¡Aunque se suponía que sería “una simulación,” la mayoría de las personas lo creyó totalmente! Entonces, en 1953, George Pal produjo una versión cinematográfica de la historia (personificada por Gene Barry), la cual fue rápidamente considerada en todo el mundo como un clásico de la ciencia ficción.

El concepto de una invasión alienígena del Planeta Tierra ha sido un tema candente en la mente de la gente desde ese incidente de Roswell en 1947, cuando una nave espacial que traía visitantes de “otra parte” fue reportada como habiéndose estrellado en el desierto de Nuevo México. El interés público resultante, y los correspondientes intentos de “encubrimiento” del gobierno han generado un frenesí sumamente lucrativo de producción de películas de ciencia ficción, libros y revistas ¡que probablemente podrían llenar una manzana, si no toda la ciudad! También creó una especie de “foro de fantasía” para que la humanidad especule un poco sobre lo que nos espera.


ACTIVACIÓN DE ENERGÍA

La verdad del asunto es que ciertas energías que uno podría considerar “alienígenas” han estado entrando (o despertando) en nuestro planeta durante siglos. Los meteoros se han estrellado aquí, trayendo una serie de “vibraciones” espaciales inusuales para que se combinen y mezclen con las nuestras. Las erupciones solares se están intensificando, creando un fenómeno de “calentamiento global” que está derritiendo capas clave de la corteza terrestre (despertando así organismos que han estado en almacenamiento criogénico durante eones). Y, finalmente, muchas personas han reportado avistajes reales de OVNIs, trayendo historias de abducción y experimentación alienígena, en su mayoría centradas en torno a la meta de diseñar un prototipo para “híbridos” humano-extraterrestres, para que nuestros mutuos patrimonios genéticos puedan beneficiarse entre sí. Para más al respecto, referiré al lector a otro éxito de Steven Spielberg, una sabrosa miniserie titulada “Taken,” que rápidamente se convirtió en un clásico de la ciencia ficción por mérito propio.

Al decir todo esto, no estoy sugiriendo que el árbitro de nuestra evolución planetaria sean Steven Spielberg o George Lucas. Simplemente estoy ponderando cómo los reflejos que ellos traen (y la popularidad que tienen sus productos con las masas) están ilustrando ciertas corrientes de pensamiento que están en juego aquí, especialmente aquellas que involucran a nuestros niños.

En su primera transmisión para mí, allá por 1991, Las Reconexiones hablaron de infusiones de nuevas energías que han estado viniendo hacia nosotros. Ellas utilizaron el principio de la Correspondencia para ilustrar el punto. “Esto es a esto como aquello es a aquello.” Es una antigua fórmula alquímica: “Como es arriba, así es abajo.” ¡Pero eso no es todo! “Como es adentro, así es afuera” podría aplicarse con la misma facilidad, y sigue a partir de ahí. Ciertamente, toda la realidad física se puede ver como una serie de hologramas (y un Salón de Espejos) para la persona que tenga ojos para reconocerlo.

Cuando algo que nunca se había visto antes aparece en nuestra realidad, pensamos que nos es “ajeno.” Nos sobresalta. Lo señalamos y decimos: “¡Miren! ¡Eso es raro! ¿Qué es?” Este sentido de entusiasmo, miedo y asombro es llamado una “Activación de Energía.” (1) Es una especie de escalofrío que sube por la espina de nuestra Conciencia del Momento del Ahora para puntualizar que acabamos de ganar acceso a otra pieza del Rompecabezas Multidimensional.

El divertido e innovador video Estados Desnudos (2), dado a conocer hace un tiempo, cuenta la historia del fotógrafo Spencer Tunnick y su novia, quienes viajan por todos los Estados Unidos, haciendo que las personas posen desnudas para ellos, ya sea individualmente o en grupos. Es asombroso qué poco necesitó hacer este joven perspicaz para convencer a los lugareños de perder sus inhibiciones. Se presentó, les mostró un álbum de su trabajo (para probar que es legítimo), y ellos rápidamente accedieron a encontrarse con él a las 5.30 am en medio de Times Square, Golden Gate Park o el centro de Boston, donde se desvestirían, quedando desnudos como Dios los trajo al mundo.

En esta película, Spencer se refiere a estas pequeñas escenas, filmadas a plena luz del día en medio de ciudades de intensa actividad, como “agujeros en la realidad.” ¡Él dice que son IMÁGENES ALIENÍGENAS que “aterrizan” en medio de algún vecindario para sorprender a los humanos desprevenidos! Y la película ciertamente presenta una sensación de shock en el rostro de algunos transeúntes, a medida que reciben la carga de lo que está ocurriendo. También muestra claramente a personas que parecen bastante ajenas a todo el asunto y que ni siquiera perciben lo que está ocurriendo.

A medida que el viaje progresa, Spencer llega a pasar horas frente a jueces locales, en varias ciudades, porque lo detienen los policías por incitar a la “obscenidad pública” Pero su fiel abogado siempre lo saca del atolladero en el último minuto. Es hilarante.

Lo que me impresionó acerca de esta película, y el motivo por el que la menciono aquí, es porque esta experiencia moderna se parece mucho a lo que encontró el explorador Magallanes cuando desembarcó de su fragata frente a la playa de varias islas tropicales. Lyssa Royal Holt describe esto muy bien en su libro “Preparándose para el contacto.” Aparentemente, la fragata de Magallanes creó otro de esos “agujeros en la realidad,” para la población indígena que habitaba las islas.

Al desembarcar Magallanes y su tripulación de su gran navío, se subieron a los botes a remo y enfilaron hacia la orilla. Como los botes se parecían a las canoas de los nativos, a ellos les resultó fácil percibirlos, y a los hombres que estaban dentro. Pero la fragata que estaba anclada allá afuera NO era parte de lo cotidiano. Los nativos no tenían objetos familiares o ideas con qué compararla. Debido a esto, la mayoría NO PUDO VER EL BARCO EN ABSOLUTO. Sus mecanismos de percepción sencillamente lo eliminaron de su vista. Solo notaron esos pequeños botes y se preguntaron de dónde diablos venían.


LOS NUEVOS CHICOS Y LA ENERGÍA “ALIENÍGENA”

Tal como esos indígenas en las islas tropicales, que observaron la llegada de los botes de Magallanes, algunas personas aún son capaces de notar lo que está ocurriendo con nuestros Nuevos Chicos, y otros simplemente se perdieron todo el asunto por completo. En la más reciente “Guerra de los mundos,” los escritores deciden agregarle algo al drama de la familia, además de los rayos mortales extraterrestres y los edificios chocados, y al hacerlo, le dan a un mundo fascinado un pequeño atisbo de algunos rasgos de Índigos y Niños de las Estrellas.

Ante todo, Dakota Fanning pasa su tiempo alternando entre gritar a todo pulmón (muy odioso, pero muy normal) y darnos instantáneas de su famoso personaje “Allie” de “Taken.”

Mientras su enajenado Papá, protagonizado por Tom Cruise, se enfrenta con su descarado hijo de 17 años (protagonizado por Justin Chatwin), el personaje de Dakota lo mira con la mirada de marca registrada “Allie” y manifiesta: “nunca te vas a comunicar con él de ese modo.” Me hizo sonreír. Sin embargo, el verdadero deleite es la intensidad que transmite el personaje de este Hijo estilo Índigo, mientras nos hace una demostración, en formato fílmico, de cómo tienden a ser los Nuevos Chicos cuando la sociedad colapsa. Él intensifica, ayuda y está PRESENTE emocionalmente en su mundo, aunque todos estén enfrentando algo que nunca vieron antes. Creo que es exactamente así como serán las cosas, siempre y cuando la sociedad decida desatarse, aunque sea brevemente.

Ahora se me ocurre que los Niños de la Nueva Tierra son los que están empezando a captar el tono de suministrar una “esencia espiritual” que se necesita para arraigar y fijar al Planeta Tierra para la actualización del Primer Contacto. “Dejen que los niños vengan a mí y no se lo impidáis. Porque de el Reino de Dios está hecho de los que son como ellos.” Jesús dijo esto, y ceo que su esencia está íntimamente unida con los niños, y también el Primer Contacto por otros Mundos/Dimensiones. No está separado, porque nada está realmente separado.

Junto con estos Chicos Expandidos, se elevarán energéticamente los Índigo/ Cristal/Ancianos de las Estrellas, que también están dando a luz nueva energía y esencia en este universo. Personalmente tuve la ocasión de atender (sirviendo como una especie de partera) a muchos “nacimientos” de Esencia y Consciencia Expandida en este plano, y siempre es un honor y un privilegio hacerlo. En lugar de aterrizar en la Tierra como razas separadas, o seres, es posible que las Civilizaciones Extraterrestres estén aterrizando DENTRO DE NOSOTROS. ¿Como un aspecto recordado de UNO MISMO?

La Guerra En Nuestros Mundos todavía es una serie de expresiones que revelan un verdadero Armagedón que está teniendo lugar dentro de todos nosotros. Es una grandiosa “Danza de la Sombra” que enfrenta a la Deidad contra la Deidad (mi Dios puede ganarle a tu Dios), Diferencia de Edad (dominio del adulto vs. desdén y resistencia de los jóvenes). Y finalmente, es un alejamiento de la Dominación Masculina de la Vieja Guardia (razón y lógica), la que ahora puede ser adaptada y mezclada con el retorno del Divino Femenino (emoción e intuición) que han estado ausentes durante tanto tiempo.

A medida que los “alienígenas” comienzan a aparecer en nuestra realidad, muy bien podríamos desafiarlos tal como ellos nos desafían. Después de todo, ser percibido dentro de un universo 3D, o ser comprendido, es para (eventualmente) quedar cautivo de las leyes y creencias de ese universo. Aquellos que se unifiquen e integren sobrevivirán en última instancia. Aquellos que luchan por el dominio pueden armar un alboroto durante un tiempo, pero la Ley del Karma todavía prevalece. Lo que se da, luego se recibe. Así es, y así continuará siendo.


(1) Ver Qué es una activación de energía
(2) Naked States http://naked-states.deserial.com/ver-pelicula/dHQwMjU5NDUz/


Daniel Jacob 2006 - publicado en Facebook diciembre de 2016
Publicado en la revista virtual Children of the New Earth
Título en inglés: The wars in our world
Traducción: Susana Peralta
http://www.reconnections.net





Pag. Anterior: Varios/Otros - Cáncer.
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4285

Pag. Siguiente: Varios/Otros - ¿Qué Sucede Después de la Muerte?
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4286



* * *

sábado, 28 de enero de 2017

A+ Cáncer.

* * *

* * *
Sígueme en .:
↓↓↓
GooGle+
* **
* * *
Carl Jung:
 "Conocer tu propia oscuridad es el mejor método para lidiar con las tinieblas de otras personas".
* * *
Carl Jung:
* * *
*      *      *
toroide
*          *          *
*              *              *
Translate/traducir/ Vertaal
Terjemahan/μεταφράζω / übersetzen 
переводити/Traduire/ переводить
 ترجم / לתרגם   翻訳する 
*               *               *
*     *     *
*          *          *
Compartiendo:
* * *
 * * *


Cáncer.



TUMORACIÓN MALIGNA
 
 

Para comprender el cáncer hay que dominar el pensamiento analógico.
 
 
 Tenemos que tomar conciencia de la circunstancia de que todo lo que nosotros percibimos o definimos como unidad (una unidad entre unidades) es, por un lado, parte de una unidad mayor y, por otro lado, está compuesta por otras muchas unidades.
 
 
 Por ejemplo, un bosque (como unidad definida) es, por un lado, parte de una unidad mayor, «paisaje», y, por otro, está compuesto por muchos «árboles» (unidades menores).
 
 
 
 Lo mismo puede decirse de «un árbol».
 
 
 Es parte del bosque y, a su vez, se compone de tronco, raíces y copas. El tronco es al árbol lo que el árbol es al bosque o el bosque al paisaje.
 
 

Un ser humano es parte de la Humanidad y está compuesto de órganos que, a su vez, se componen de muchas células.
 
 
 La Humanidad espera del individuo que se comporte de la manera más adecuada para el desarrollo y supervivencia de la especie.
 
 
 El ser humano espera de sus órganos que funcionen de la manera mejor para asegurar su supervivencia.
 
 
 El órgano espera de sus células que cumplan con su cometido tal como exige la supervivencia del órgano.
 
 

En esa jerarquía que aún podría prolongarse hacia uno y otro lado, cada unidad individual (célula, órgano, individuo) está siempre en conflicto entre la vida propia personal y la supeditación a los intereses de la unidad superior.
 
 
 Cada organización compleja (Humanidad, Estado, órgano) se basa para su buen funcionamiento en que la mayoría de las partes se sometan a la idea común y la sirvan.
 
 
 Normalmente, todo sistema soporta la separación de algunos de sus miembros sin peligro para la totalidad.
 
 
 Pero existe un límite y, si éste es superado, el conjunto corre peligro.
 

Un Estado puede apartar a unos cuantos ciudadanos que no trabajen, que tengan un comportamiento antisocial o que combatan al Estado. Pero, cuando este grupo que no se identifica con los objetivos del Estado crece y alcanza una magnitud determinada, constituye un peligro para el todo y, si llega a conseguir la superioridad, puede poner en peligro la existencia del todo.
 
 
 Desde luego, el Estado tratará durante mucho tiempo de protegerse contra este crecimiento y de defender su propia existencia, pero cuando estos intentos fracasen su caída es segura.
 
 
 La mejor política consiste en atraer a los grupitos de ciudadanos disidentes a los objetivos del bien común, proporcionándoles buenos incentivos.
 
 
 A la larga, la represión violenta o la expulsión casi nunca tienen éxito sino que favorecen el caos.
 
 
 Desde el punto de vista del Estado, las fuerzas opositoras son enemigos peligrosos que no tienen más objetivo que destruir el orden y propagar el caos.

Esta visión es correcta, pero sólo desde este punto de vista.
 
 
 Si preguntáramos a los insurgentes oiríamos otros argumentos no menos correctos, desde su punto de vista.
 
 
 Lo cierto es que ellos no se identifican con los objetivos y conceptos de su Estado sino que propugnan sus propias ideas e intereses que quieren ver realizados.
 
 
 El Estado quiere obediencia y los grupos quieren libertad para realizar sus propias ideas. Se puede comprender a unos y otros, pero no es fácil dar gusto a ambos al mismo tiempo sin hacer sacrificios.
 
 

No se trata aquí de desarrollar teorías ni de exponer creencias sociopolíticas sino de describir el proceso del cáncer en otro plano, a fin de ensanchar un poco el ángulo desde el que suele contemplarse.
 
 
 
 El cáncer no es un hecho aislado que se presenta únicamente bajo las formas así denominadas sino un proceso muy diferenciado e inteligente que debería ocupar a los seres humanos en todos los planos.
 
 En casi todas las demás enfermedades sentimos cómo el cuerpo combate, con las medidas adecuadas, una anomalía que amenaza una función.
 
 Si lo consigue, hablamos de curación (que puede ser completa o no). Si no lo consigue y sucumbe en el intento, es la muerte.
 

Pero con el cáncer experimentamos algo totalmente distinto: el cuerpo ve cómo sus células, cada vez en mayor número, alteran su comportamiento y, mediante una activa división, inician un proceso que en sí no conduce a ningún fin y que únicamente encuentra sus límites en el agotamiento del huésped (terreno nutricio).
 
 
 
 La célula cancerosa no es, como por ejemplo los bacilos, los virus o las toxinas, algo que viene de fuera a atacar el organismo sino que es una célula que hasta ahora realizaba su actividad al servicio de su órgano y, por consiguiente, al servicio del organismo en su conjunto, a fin de que éste tuviera las mejores posibilidades de supervivencia.
 
 
 
 Pero, de pronto, la célula cambia de opinión y deja de identificarse con la comunidad.
 
 
 
 Empieza a desarrollar objetivos propios y a perseguirlos con ahínco. Da por terminada la actividad al servicio de un órgano determinado y pone por encima de todo la propia multiplicación.
 
 

Ya no se comporta como miembro de un ser multicelular sino que retrocede a una etapa anterior de vida unicelular.
 
 
 
 Se da de baja de su asociación celular y con una multiplicación caótica, se extiende rápida e implacablemente, cruzando todas las fronteras morfológicas (infiltración) y estableciendo puestos estratégicos (metástasis). Utiliza la comunidad celular, de la que se ha desprendido, para su propia alimentación.
 
 
 
 El crecimiento y multiplicación de las células cancerosas es tan rápido que a veces los vasos sanguíneos no dan abasto para alimentarlas.
 
 
 En tal caso, las células cancerosas prescinden de la oxigenación y pasan a la forma de vida más primitiva de la fermentación.
 
 
 La respiración depende de la comunidad (intercambio) mientras que la fermentación puede realizarla cada célula por sí sola.

Esta triunfal proliferación de las células cancerosas termina cuando ha consumido literalmente a la persona a la que ha convertido en su suelo nutricio.
 
 
 Llega un momento en el que la célula cancerosa sucumbe a los problemas de abastecimiento. Hasta este momento, prospera.
 

Queda la pregunta de por qué la que fuera excelente célula hace todas estas cosas.
 
 
 Su motivación debería ser fácil de explicar.
 
 
 En su calidad de miembro obediente del individuo multicelular sólo tenía que realizar una actividad prescrita que era útil al multicelular para su supervivencia.
 
 
 Era una de tantas células que tenía que realizar un trabajo poco atractivo «por cuenta ajena».
 
 
 Y lo hizo durante mucho tiempo. Pero, en un momento dado el organismo perdió su atractivo como marco para el propio desarrollo de la célula.
 
 
 Un unicelular es libre e independiente, puede hacer lo que quiera, y con su facultad de multiplicación, puede hacerse inmortal.
 
 
 En su calidad de miembro de un organismo multicelular, la célula era mortal y esclava.
 
 
 ¿Tan raro es que la célula recuerde su libertad de antaño y regrese a la existencia unicelular, a fin de conquistar por sí misma la inmortalidad?
 
 
 Somete a la comunidad a sus propios intereses y, con implacable perseverancia, empieza a labrarse un futuro de libertad.
 

Es un proceso próspero cuyo defecto no se descubre hasta que ya es tarde, es decir, cuando uno se da cuenta de que el sacrificio del otro y su utilización como tierra nutricia acarrea también la propia muerte.
 
 
 El comportamiento de la célula cancerosa es satisfactorio únicamente mientras vive el casero, su final significa también el fin del desarrollo del cáncer.
 
 

Aquí reside el pequeño pero trascendental error en el concepto de la realización de la libertad y la inmortalidad. Uno se retira de la antigua comunidad y no se da cuenta de que la necesita hasta que ya es tarde.
 
 
 Al ser humano no le hace gracia dar su vida por la vida de la célula cancerosa, pero la célula del cuerpo tampoco daba su vida con gusto por el ser humano.
 
 
 La célula cancerosa tiene argumentos tan buenos como los del ser humano, sólo que su punto de vista es otro.
 
 Ambos quieren vivir y hacer realidad sus ansias de libertad.
 
 
 Ambos están dispuestos a sacrificar al otro para conseguirlo.
 
 En el «ejemplo del Estado» ocurría algo parecido. El Estado quiere vivir y hacer realidad su ideología, un par de disidentes también quieren vivir y hacer realidad sus ideas.
 
 
 En un principio, el Estado trata de eliminar a los disidentes. Si no lo consigue, los revolucionarios sacrifican al Estado. Ninguna de las partes tiene piedad.
 

El individuo extirpa, irradia y envenena las células cancerosas mientras puede, pero si ganan ellas aniquilan al cuerpo.
 
 
 Es el eterno conflicto de la Naturaleza: comer o ser comido.
 
 
 Sí, el ser humano se da cuenta de la implacabilidad y la miopía de las células cancerosas, pero ¿ve también que él se comporta del mismo modo, que nosotros, los humanos, tratamos de asegurar nuestra supervivencia por el mismo procedimiento que utiliza el cáncer?
 

Aquí está la clave del cáncer.
 
 
 
 No es casualidad que prolifere tanto en nuestra época ni que se le combata con tanto empeño y tan poco éxito.
 
 
 (¡Las investigaciones del oncólogo norteamericano Hardin B. Jones indican que la esperanza de vida de los pacientes no tratados parece mayor que la de los pacientes tratados!) 
 
 
La enfermedad del cáncer es expresión de nuestra época y de nuestra ideología colectiva.
 
 
 Experimentamos en nosotros como cáncer sólo aquello que nosotros mismos vivimos.
 
 
 Nuestra época está
 caracterizada por la expansión implacable y la persecución de los propios intereses.
 
 
 En la vida política, económica, «religiosa» y privada, el ser humano trata de extender sus propios objetivos e intereses sin miramientos sobre las fronteras (morfología), establecer puestos estratégicos para favorecer sus intereses (metástasis) y hacer prevalecer exclusivamente sus ideas y objetivos utilizando a todos los demás en beneficio propio (parasitismo).
 
 

Todos argumentamos como la célula cancerosa.
 
 
 Nuestro crecimiento es tan rápido que también nosotros tenemos problemas de abastecimiento.
 
 
 Nuestros sistemas de comunicación se extienden por todo el mundo, pero a veces falla la comunicación con nuestro vecino o con nuestra pareja.
 
 
 El ser humano tiene tiempo libre, pero no sabe qué hacer con él.
 
 
 Producimos alimentos y luego los destruimos, para manipular los precios.
 
 
 Podemos dar la vuelta al mundo cómodamente, pero no nos conocemos a nosotros mismos.
 
 
 La filosofía de nuestro tiempo no conoce otro objetivo que el crecimiento y el progreso. El ser humano trabaja, experimenta, investiga, ¿para qué? ¡Por el progreso! ¿Qué objetivo tiene el progreso? ¡Más progreso! La Humanidad va en un viaje sin destino.
 
 
 Constantemente se fija cada vez nuevos objetivos, para no desesperar.
 
 
 La ceguera del hombre de nuestro tiempo no tiene nada que envidiar a la ceguera de la célula del cáncer.
 

A fin de favorecer la expansión económica, durante décadas el hombre utilizó el medio ambiente como un suelo nutricio y hoy comprueba «consternado» que la muerte del huésped significa también la muerte propia.
 
 
 Los seres humanos consideran todo el mundo su suelo nutricio: plantas, animales, minerales. Todo está ahí únicamente para que nosotros podamos extendernos sobre toda la Tierra.

¿De dónde sacan los hombres que así se comportan el valor y la desfachatez para quejarse del cáncer?
 
 
 ¡Si no es más que nuestro espejo!
 
 
 
 Él nos muestra nuestra conducta, nuestros argumentos y también el final del camino.
 

No hay que vencer el cáncer, sólo hay que comprenderlo, para poder comprendernos a nosotros mismos.
 
 
 ¡Pero los seres humanos siempre tratan de romper el espejo cuando no les gusta su cara! 
 
 
 
Los seres humanos tienen cáncer porque son cáncer.
 
 

El cáncer es nuestra gran oportunidad para ver en él nuestros vicios mentales y equivocaciones.
 
 
 Por lo tanto intentemos descubrir los puntos débiles de ese concepto que tanto el cáncer como nosotros utilizamos como ideología.
 
 
 En última instancia, el cáncer naufraga por la polarización «Yo o la comunidad».
 
 
 Él sólo ve esta disyuntiva y se decide por la propia supervivencia, independiente del entorno para comprender demasiado tarde que él depende del entorno.
 
 
 Le falta la conciencia de una unidad mayor y más completa. Él sólo ve la unidad en su propia limitación. Esta falta de comprensión de la unidad es algo que las personas tienen en común con el cáncer.
 
 
 También el individuo se limita en su propia mente, marcando ante todo la división entre Yo y Tú.
 
 
 Se piensa en «unidades» sin advertir que es un concepto aberrante. La unidad es la suma de todo lo que es y no conoce nada fuera de sí.

Si se divide la unidad, se forma la multiplicidad, pero esta multiplicidad sigue siendo, a fin de cuentas, parte integrante de la unidad.

Cuanto más se aísla un ego más pierde la conciencia del todo de que él sólo es una parte. El ego concibe la ilusion de poder hacer algo «por sí solo».
 
 
 Pero el verdadero aislamiento del resto del universo no existe.
 
 
 Es algo que sólo puede imaginar nuestro Yo. En la medida en que el Yo se aísla, el ser humano pierde la «religión», la trabazón con el principio del Ser.
 
 
 Después el Ego trata de satisfacer sus necesidades y nos traza el camino a seguir. Al Yo le resulta grato todo aquello que favorece la separación, que sirve a la diferenciación, porque con cada acentuación de los límites se percibe más claramente a sí mismo.
 
 
 El Ego sólo tiene miedo de la unión con el todo, porque eso presupone su muerte.
 
 
 El Ego defiende su existencia con ahínco, con inteligencia y buenos argumentos, utilizando las teorías más sacrosantas y los prop6sitos más nobles, cualquier cosa con tal de sobrevivir.

Y así se crean objetivos que no son tales objetivos. El progreso como objetivo es absurdo, ya que no tiene punto final. Un objetivo auténtico sólo puede consistir en una transformación del estado anterior, pero no en la simple continuación de algo que ya existe.
 
 
 Nosotros, los humanos, estamos en la polaridad, ¿de qué nos sirve un objetivo que sólo sea polar? Ahora bien, si el objetivo es la «unidad», ello significa una cualidad del Ser totalmente diferente de la que experimentamos en la polaridad.
 
 
 Al individuo que está en la cárcel no se le motiva proponiéndole otra cárcel, aunque ésta sea un poco más cómoda; pero la libertad es un paso cualitativamente mucho más importante.
 
 
 Ahora bien, el objetivo de la «unidad» sólo puede alcanzarse sacrificando el Yo, porque mientras haya un Yo habrá un Tú y seguiremos en la polaridad.
 
 
 Para «renacer en espíritu» antes hay que morir y esta muerte afecta al Yo.
 
 
 Rumi, el místico islámico, condensa graciosamente el tema en este cuento:

«Un hombre llamó a la puerta de la amada. Una voz preguntó: "¿Quién es?" "Soy yo", respondió él. Y la voz dijo: "Aquí no hay sitio suficiente para mí y para ti" Y la puerta siguió cerrada. Al cabo de un año de soledad y añoranza, el hombre volvió a llamar a la puerta. Una voz preguntó desde dentro: "¿Quién es?" "Eres tú", respondió el hombre. Y la puerta se abrió.»
 
 

Mientras nuestro Yo luche por la vida eterna, seguiremos fracasando como la célula del cáncer. La célula del cáncer se diferencia de la célula corporal por la sobrevaloración de su Ego.
 
 
 En la célula, el núcleo hace las veces de cerebro.
 
 
 En la célula cancerosa, el núcleo adquiere más y más importancia y, por lo tanto, aumenta de tamaño (el cáncer se diagnostica también por la alteración morfológica del núcleo de la célula).
 
 
 Esta alteración del núcleo equivale a la hiperacentuación del pensamiento cerebral egocéntrico que marca nuestra época.
 
 
 La célula cancerosa busca su vida eterna en la proliferación y expansión material.
 
 
 Ni el cáncer ni el ser humano han comprendido todavía que buscan en la materia algo que no está ahí, la vida.
 
 
 Se confunde el contenido con la forma y con la multiplicación de la forma, se trata de conseguir el codiciado contenido. Pero ya Jesús advirtió:
 
 «El que quiera conservar la vida la perderá.»

Por lo tanto, todas las escuelas iniciáticas enseñan desde tiempo inmemorial el camino opuesto: sacrificar la forma para recibir el contenido o, en otras palabras: el Yo debe morir para que podamos volver a nacer en el Ser.
 
 
 Desde luego el Ser no es mi ser, sino el Ser.
 
 
 Es el punto central que está en todo. El Ser no posee un ser diferenciado, puesto que abarca todo lo que es. Y por fin aquí huelga la pregunta: «¿Yo o los otros?»
 
 
 El ser no reconoce a otro, porque es todo uno. Este objetivo, naturalmente, resulta peligroso para el Ego y poco atractivo. Por ello no debemos admirarnos que el Ego haga todo lo que puede por cambiar este objetivo de la unión con el todo por el objetivo de un Ego grande, fuerte, sabio e iluminado.
 
 
 La mayoría de los peregrinos, tanto los que siguen el camino esotérico como los que eligen el religioso, fracasan porque tratan de alcanzar con su Yo el objetivo de la salvación o la iluminación.

Muy pocos son los que comprenden que su Yo, con el que aún se identifican, nunca puede ser iluminado ni redimido.

El objetivo supremo exige siempre Sacrificio del Yo, la Muerte del Ego.
 
 
 Nosotros no podemos redimir nuestro Yo, sólo podemos desprendernos de él y entonces estamos salvados. El miedo que en este momento suele sentirse a no ser en adelante, sólo confirma lo mucho que nos identificamos con nuestro Yo y lo poco que sabemos de nuestro Ser.
 
 
 Y precisamente aquí está la posibilidad de solución de nuestro problema con el cáncer.
 
 
 Cuando al fin, lenta y gradualmente, aprendemos a cuestionarnos nuestra obsesión por el Yo y nuestro afán de diferenciarnos, y nos decidimos a abrirnos, empezamos a vivir como parte del todo y también a asumir responsabilidad por el todo.
 
 
 Entonces comprendemos que el bien del todo y nuestro bien son el mismo porque nosotros somos uno con todo (pars pro toto).
 
 También cada célula recibe toda la información genética del organismo. ¡Ella sólo debe comprender que, en realidad, ella es el Todo!
 
 
 «Microcosmos = Macrocosmos», nos enseña la filosofía hermética.
 

El vicio mental reside en la diferenciación entre Yo y Tú. Así se crea la ilusión de que uno puede sobrevivir como Yo sacrificando al Tú y utilizándolo como suelo nutricio. En realidad, la suerte del Yo y del Tú, de la Parte y el Todo, no puede separarse. La muerte que la célula cancerosa produce en el organismo es también su propia muerte, del mismo modo que, por ejemplo, la muerte del medio ambiente trae consigo nuestra propia muerte.
 
 
 Pero la célula del cáncer cree en un Exterior separado de ella, lo mismo que los seres humanos creen en un Exterior.
 
 
 Esta creencia es mortal.
 
 
 El remedio se llama amor.
 
 
 El amor cura porque suprime las barreras y deja entrar al otro para formar la unidad.
 
 
 El que ama no coloca su Yo en primer lugar sino que experimenta una unidad mayor.
 
 El que ama siente con el 
amado como si fuera él mismo.
 
 
 Esto no sólo vale para el amor humano.
 
 
 El que ama a un animal no puede contemplarlo desde el punto de vista del ganadero.
 

No nos referimos a un pseudoamor sentimental sino a ese estado que realmente hace sentir algo de la unión de todo lo que es y no esa actuación con la que con frecuencia uno trata de neutralizar sus inconscientes sentimientos de culpabilidad por las propias agresiones reprimidas, por medio de «buenas obras» y de un exagerado «amor a los animales».



El cáncer no muestra amor vivido, el cáncer es amor pervertido:

El amor salva todas las fronteras y barreras.

En el amor se unen y funden los opuestos.

El amor es la unión con todo, se hace extensivo a todo y no se detiene ante nada.

El amor no teme la muerte, porque el amor es vida.
 

El que no vive este amor en su conciencia corre peligro de que su amor pase a lo corporal y trate de imponer ahí sus leyes en forma de cáncer.

También la célula cancerosa salva todas las fronteras y barreras. El cáncer pasa por alto la individualidad de los órganos.

También el cáncer se extiende por todas partes y no se detiene ante nada (metástasis).

Tampoco las células cancerosas temen a la muerte.



El cáncer es amor en el plano equivocado.
 
 
 La perfección y la unión sólo pueden realizarse en el espíritu y no en la materia, porque la materia es la sombra del espíritu. Dentro del mundo transitorio de las formas, el ser humano no puede realizar lo que pertenece a un plano imperecedero. A pesar de todos los esfuerzos de los que aspiran a mejorar el mundo, nunca existirá un mundo perfectamente sano, sin conflictos ni problemas, sin fricciones ni disputas.
 
 
 Nunca existirá el ser humano completamente sano, sin enfermedad ni muerte, nunca existirá el amor que todo lo abarca, porque el mundo de las formas vive de las fronteras.
 
 
 Pero todos los objetivos pueden realizarse —por todos y en todo momento— por el que descubre la falsedad de las formas y en su conciencia es libre.
 
 
 En el mundo polar, el amor conduce a la esclavitud: en la unidad, es libertad. El cáncer es el síntoma de un amor mal entendido. El cáncer sólo respeta el símbolo del amor verdadero.
 
 

El símbolo del amor verdadero es el corazón. ¡El corazón es el único órgano que no es atacado por el cáncer!



Extracto de LA ENFERMEDAD COMO CAMINO
THORWALD DETHLEFSEN y RUDIGER DAHLKE
Título original: Krankheit als Weg





Pag. Anterior: Varios/Otros - El alma y la personalidad.
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4284

Pag. Siguiente: Varios/Otros - ¿Qué Sucede Después de la Muerte?
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4286



* * *